Cirugía refractiva

Cirugía refractiva

Existen dos técnicas para mejorar la calidad de la visión; con láser y lentes intraoculares que posibilitan dejar de usar anteojos. La cirugía refractiva no es para todos pero vencer a la miopía, hipermetropía, astigmatismo y presbicia supone una invalorable conquista. El diagnóstico acertado

El doctor Marco Bordón Riveros, especialista en córnea, catarata y cirugía refractiva, nos ayuda a comprender este método que da esperanzas a los que tienen que usar anteojos para ver mejor.

–¿Que es la cirugía refractiva y cuál es su objetivo?

–La cirugía refractiva es un procedimiento oftalmológico quirúrgico que tiene como objetivo disminuir la dependencia de anteojos o lentes de contacto y con ello mejorar la calidad de vida del paciente.

–¿Qué se puede corregir con la cirugía refractiva?

–Con los métodos actuales disponibles se pueden corregir los vicios o errores de refracción, tales como la miopía, hipermetropía, astigmatismo y presbicia.

–¿Cuáles son los tipos de cirugía refractiva?

–La cirugía refractiva puede dividirse en procedimientos de superficie o intraoculares, en el primero mediante un equipo de láser se realiza un tallado de la superficie de la córnea con lo que se logra la corrección del vicio de refracción. Los procedimientos con láser son conocidos como LASIK y PRK. En los procedimientos intraoculares se implanta una lente dentro del ojo con el grado que corregiría el error refractivo del paciente. Existen lentes intraoculares que pueden ser implantadas sin retirar el cristalino (lente natural del ojo) denominadas lentes fáquicas, o retirando el cristalino el cual se realiza en un procedimiento similar a una cirugía de cataratas.

–¿Quiénes son candidatos a cirugía refractiva?

–Los pacientes con ojos completamente saludables con vicios de refracción apropiados, que han mantenido estabilidad de la graduación que utilizan pueden ser evaluados para cirugía refractiva láser. Por lo general dicha estabilidad se presenta alrededor de los 24 años.

Los pacientes con errores refractivos elevados que no puedan usar anteojos o lentes de contacto podrían optar por un procedimiento quirúrgico.

–¿Cuáles son los resultados y riesgos de la cirugía?

–No existe un método de corrección de errores refractivos, universalmente aceptado como el mejor. El paciente decidirá después de un examen minucioso y una discusión con el oftalmólogo.

Los resultados posquirúrgicos son muy buenos y de satisfacción del paciente en alto porcentaje. Lastimosamente no existe procedimiento quirúrgico sin riesgo, en el caso de la cirugía refractiva es bajo pero no está ausente. Es así que el paciente debe aceptar los riesgos inherentes y posibles efectos secundarios del procedimiento, además entender que podría necesitar anteojos o lentes de contacto después del procedimiento para lograr una visión mejor.

Controle su visión

Visitar a un oftalmólogo puede ayudar a descubrir si usted sufre miopía o astigmatismo, entre otras muchas situaciones. Hoy se sabe que la miopía puede ser genética, deficiencia que aumenta con la edad. Este atento al cansancio, acercamiento del libro o celulares para ver mejor; si hay astigmatismo la visión cercana y lejana están disminuidas y es común el dolor de cabeza.

Fuente de la Noticia

Comentarios

Articulos Relacionados