Factores de riesgo para las enfermedades cardiovasculares

Factores de riesgo para las enfermedades cardiovasculares

El sedentarismo, las enfermedades de base como hipertensión, diabetes y uno de los responsables principales de las afecciones cardiacas y las muertes como consecuencia es el tabaco. En el aniversario del Instituto Nacional de Cardiología, las autoridades abogaron por más imp

El 90% de los problemas de salud tienen que ver con factores ambientales, socioeconómicos y con hábitos poco saludables entre los que se destaca el tabaquismo, responsable de enfermedades cardiovasculares así como el sedentarismo, la hipertensión y la diabetes. En Paraguay, nueve personas mueren por día por causa de enfermedades relacionadas al tabaco.

Todos estos aspectos contribuyen a un efecto negativo para la salud y el ideal es llegar a la intervención en las comunidades antes de que la población requiere de un servicio especializado como el caso de un centro de referencia en enfermedades cardiacas, procedimientos complejos, tratamientos costosos y hasta un trasplante cardiaco.

La lucha contra el tabaquismo y sus consecuencias además de los hábitos saludables también apuntan a la inversión que se realiza en materia de atención sanitaria. Al año el Estado recauda USD 70 millones de las industrias tabacaleras y gasta 300 millones de dólares en atención a pacientes en los servicios de salud.

La balanza es bastante injusta y debe equilibrarse, afirmó el ministro de Salud doctor Julio Mazzoleni. “Sí, necesitamos impuesto al consumo, específicos para equilibrar la situación”.

Recordó que Paraguay sigue siendo el país con el impuesto más bajo en impuestos y está comprobado que cuanto más altos son los impuestos menos son los jóvenes que se inician en el tabaquismo y según Mazzoleni, esto también se puede aplicar para el alcohol y las bebidas azucaradas, agregó.

“Todo depende de lo que se dirima en el Congreso y desde el ministerio retomamos el Programa Nacional de Lucha contra el Tabaquismo. Mi postura es ética y moral también porque es importante entender la importancia de estos impuestos”, agregó.

“Nuestra población joven es un bono demográfico pero si no se trabaja en prevención será un bono de impuesto demográfico. Si no tenemos servicios y educación no podemos tener salud. No se puede hablar de salud sin un abordaje intersectorial”, puntualizó.

Estas declaraciones la realizó el ministro durante la conmemoración de los 6 años de funcionamiento del Instituto Nacional de Cardiología, servicio especializado en afecciones cardiacas y donde ya se pudo materializar trasplantes de corazón con buenos resultados.

Hay que fortalecer la salud y la educación para que el país salga adelante

Víctor Guairé de 56 años, es uno de los cuatro beneficiados con un trasplante cardiaco en el Hospital San Jorge y agradeció la oportunidad con la donación de órganos, la existencia de profesionales y la inversión antes y después en lo que implica una intervención compleja como lo es un trasplante de corazón.

“Primero doy gracias a Dios, a las autoridades del ministerio por el esfuerzo económico que se hace porque hay un gasto de casi 220 millones de guaraníes por cada trasplantado y un costo adicional posterior de entre 5 y 7 millones de guaraníes mensuales”, recordó.

Destacó que la lucha de cada paciente debe ser acompañada por inversión y acompañamiento de profesionales y su anhelo es que cada paraguayo que requiera una atención al igual que él puede encontrarla.

“Ojalá que el proyecto sea una realidad y que llegue a cada paraguayo que lo necesite. Estoy orgulloso de ser paraguayo porque existen profesionales con corazón, con profesionalismo y como todos sabemos para que un país salga adelanet hay que fortalecer la salud y la educación”, puntualizó el paciente.

Fuente de la Noticia

Comentarios

Articulos Relacionados