Iglesia española reconoce que abusos a menores no pueden quedar impunes

Iglesia española reconoce que abusos a menores no pueden quedar impunes

MADRID. El máximo representante de la Iglesia católica en España, Ricardo Blázquez, reconoció este lunes que los abusos a menores, “por respeto a quienes han padecido esta acción abominable, no pueden quedar impunes”.

En el discurso inaugural de la Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Blázquez se refirió al encuentro en Roma convocado por el papa Francisco el pasado febrero para abordar la protección de menores en la Iglesia y la pederastia, una cuestión que calificó de “grave, humillante y dolorosa”.

Recordó también las palabras del pontífice en las que calificó a los abusos a menores como un problema universal y transversal y advirtió de que la universalidad de esta plaga no disminuye su “monstruosidad” dentro de la Iglesia.

Blázquez reconoció que la “inhumanidad de este fenómeno a escala mundial es todavía más grave y más escandaloso en la Iglesia, porque contrasta con su autoridad moral y su credibilidad ética”.

Destacó que la víctima, su familia, la Iglesia y la sociedad exigen que no se oculten estos abusos, que sean juzgados, que no queden impunes y “que se corte la difusión de este mal” porque “el perdón de los pecados por Dios no exime del castigo por los delitos cometidos”.

“El pasado no podemos cancelarlo, pero sí podemos afrontarlo purificando la memoria a través de la conversión, de la reparación de los heridos y de la prevención de cara al futuro”, advirtió Blázquez, quien apeló a la responsabilidad de los sacerdotes de proteger a los menores y contribuir a que se haga justicia.

En este sentido, recordó que, tal y como recomienda el papa Francisco, el objetivo de la Iglesia es “escuchar, tutelar, proteger y cuidar a los menores abusados, explotados y olvidados” y colaborar juntos para erradicar esta “brutalidad del cuerpo de nuestra humanidad” adoptando todas las medidas necesarias que ya están en vigor a nivel internacional y eclesial.

En su discurso, Blázquez aprovechó para dirigirse a los católicos españoles ante las próximas elecciones generales del país, el 28 de abril, y pidió a ciudadanos y políticos que tengan en cuenta “la defensa de la vida humana desde el amanecer hasta el ocaso, desde la concepción hasta el fin natural”, haciendo alusión a temas como la legalidad del aborto y la eutanasia, propuestos por algunos partidos políticos.

Fuente de la Noticia

Comentarios

Articulos Relacionados