Estudio revela que el 21% de los millennials latinoamericanos ni estudian ni trabajan

Del proyecto, participaron más de 15.000 jóvenes de entre 15 y 24 años, de Paraguay, Brasil, Chile, Colombia, El Salvador, Haití, México, Perú y Uruguay. Según los datos, el 41% de los jóvenes de la región se dedica solamente a estudiar o capacitarse, el 21% trabaja, el 17% realiza ambas actividades y el 21% ninguna. Recomiendan a los países mejorar las políticas públicas educativas.

Un nuevo estudio realizado por la Fundación Espacio Público de Chile, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y el Centro Internacional de Investigaciones para el Desarrollo de Canadá llamado Millennials en América Latina y el Caribe: ¿trabajar o estudiar?, proporciona una visión más exacta de la desocupación en la generación joven del continente.

En el proyecto, participaron más de 15.000 jóvenes de entre 15 y 24 años residentes de Paraguay, Brasil, Chile, Colombia, El Salvador, Haití, México, Paraguay, Perú y Uruguay, y que dejó algunas cifras interesantes: en promedio, el 41% de los jóvenes de la región se dedica solamente a estudiar o capacitarse, el 21% trabaja, el 17% realiza ambas actividades y el 21% restante pertenece al grupo de los ninis (ni estudian, ni trabajan).

¿Lo más preocupante? El grupo de los ninis está conformado principalmente por mujeres y personas de mayor vulnerabilidad económica, tal como explica la investigadora chilena Andrea Repetto, coeditora del estudio.

“En todos los países, la proporción de mujeres que no están insertas ni en el sistema educativo ni el mercado laboral más que duplica a la fracción de hombres en esa situación. El embarazo adolescente en las mujeres es fundamental para explicar el fenómeno. A diferencia de los hombres, que entran y salen de trabajar, las mujeres son ninis en forma permanente, porque algo se los impide”, manifestó.

Sin embargo, pero mientras muchos piensan que se encuentran ociosos, el estudio muestra que el 31% de los jóvenes en este grupo se encuentra buscando trabajo (en su mayoría hombres), un 64% se dedica a cuidar familiares (principalmente mujeres) y casi todos ayudan en las labores domésticas y/o en negocios familiares. Solo un 3% de los jóvenes nini no realiza ninguna de estas actividades y no tiene una discapacidad que los limite. “Son personas que no son activas en el mercado laboral, pero son activas en realizar acciones valoradas por sus respectivos entornos. Las mujeres están en la casa, haciendo labores domésticas, cuidando a otros”, cuenta Repetto.

Otra cifra preocupante: alrededor de 80% no habla inglés con fluidez y un 40% de los millennials latinoamericanos no es capaz de realizar cálculos matemáticos sencillos y útiles para la vida diaria. Por fortuna, muestran altos niveles de autoestima, autoeficacia y perseverancia. Entre los nueves países estudiados, Colombia presenta los mejores índices, mientras que Haití, los más bajos.

¿La recomendación del estudio? Mejorar las políticas públicas educativas, ofrecer mayores oportunidades y hacer un cambio en la estructura de la educación que incluso les permita aprender desde casa. Será un reto importante, en donde los países de la región deberán desarrollar economías más inclusivas que le den prioridad al capital humano y a la capacitación de los más jóvenes.

Articulos Relacionados

Comentarios